Categoría
  • ¿Cómo afecta el coronavirus a los ojos?

    ¿Qué es el coronavirus?

    Los coronavirus pertenecen a una familia de virus descubierta en los años 60 y que su verdadero origen está aún por determinar. Los diferentes tipos de coronavirus pueden causar diversas patologías que van desde un simple resfriado hasta problemas respiratorios graves. 

    La gran mayoría de los coronavirus no son peligrosos y se pueden tratar de una forma eficaz, en los últimos años hemos visto tres grandes brotes epidémicos causados por coronavirus:

    • SRAS-CoV: Brotó en China en el año 2002 afectando a más de 8.000 personas en 37 países y causando un total de más de 700 muertes. Se trata de un síndrome respiratorio agudo y grave. Su tasa de mortalidad se ha cifrado en el 10%.
    • MERS-CoV: El primer caso fue diagnosticado en el año 2012 en Arabia Saudí, actualmente hay registrados un total de 2.400 casos y un total de 800 muertes, por lo que la mortalidad es del 35%.
    • COVID-19: Su origen viene de la ciudad China Wuhan y los primeros casos se notificaron en diciembre de 2019. Desde entonces su transmisión ha sido continua y el número de casos se ha acelerado expandiéndose a múltiples países.

    definición coronavirus

    ¿Cómo se transmite el coronavirus?

    El COVID-19 (coronavirus) se transmite entre humanos por vía respiratoria a través de las gotas que producimos cuando tosemos, estornudamos o hablamos, además, puede transmitirse por contacto de aerosol con la conjuntiva.

    Estas sustancias contienen partículas portadoras del virus que pueden entrar en contacto con personas cercanas o depositarse en objetos y superficies próximas, de modo que si alguien toca estos objetos a posteriori puede infectarse fácilmente si después se toca la nariz o la boca.

    Síntomas COVID-19

    Síntomas COVID -19

    ¿Cómo se previene el coronavirus?

    Existen 3 grandes medidas que nos ayudarán a prevenir el contagio del coronavirus, así como contagiar a otras personas.

    • Lavarse las manos con frecuencia, sí es posible, mejor con agua y jabón
    • Evitar tocarse la cara, en especial nariz y boca
    • Evitar el contacto con persona que presenten síntomas de la infección
    • Mantener el distanciamiento social al menos 1 metro

    Un lavado de al menos 20 segundos a base de agua y jabón sería capaz de eliminar los patógenos presentes en las manos y así evitar la cadena de transmisión del virus.

    Si las manos no estuviesen sucias, también podríamos utilizar solución hidroalcohólica (con al menos un 60% de alcohol).

    En cuanto a que mascarilla debemos de usar en los grupos de riesgo con mayor posibilidad de entrar en contacto con el virus es el modelo FFP2 y FFP3 (N-95), producto recomendado por el ministerio de Snidad y por Organización Mundial de la Salud (OMS).

    muestra de coronavirus positiva

    ¿Cómo afecta a nuestros ojos?

    Muchos pacientes en los que se han diagnosticado coronavirus han presentado síntomas de conjuntivitis, sin embargo, no se trata de uno de los síntomas más comunes del COVID-19.

    La Academia Americana de Oftalmología ha publicado una serie de recomendaciones dirigidas a la prevención y diagnóstico del coronavirus, y así actuar de forma rápida y eficiente:

    • Puede causar conjuntivitis y posiblemente transmitirse por contacto de aerosol con la conjuntiva, por lo que si presentas síntomas en los ojos acompañados de tos o fatiga, es recomendable advertir a las autoridades sanitarias de forma inmediata
    • Sí existen síntomas respiratorios, con dificultades respiratorias
    • Sí ha viajado a China o países que sean foco de contagio
    • Sí se padece fiebre, tos o cualquier síntomas similar una gripe normal

    En un estudio del Journal of Medical Virology de 30 pacientes hospitalizados por COVID-19 en China, 1 tenía conjuntivitis. Ese paciente, y no los otros 29, tenía SARS-CoV-2 en sus secreciones oculares. Esto sugiere que el SARS-CoV-2 puede infectar la conjuntiva y causar conjuntivitis, y las partículas virales están presentes en las secreciones oculares.

    ¿Cuáles son los grupos de riesgo?

    • Personas mayores de 80 años
    • Personas con patologías cardiovasculares
    • Personas con problemas respiratorios previos
    • Personas con enfermedades inmunológicas previas

    Sí padece algún síntoma y cree que puede haber estado en contacto directo con el virus, desde Martínez de Carneros le recomendamos  llamar al 900 102 112 para que le asesoren y puedan diagnosticarle o descartarle lo antes posible la infección por Coronavirus.

     

  • Enfermedades de la retina

    La retina es la encargada de convertir las imágenes que pasan a través del cristalino en señales eléctricas y enviarlas al cerebro a través del nervio óptico. Se trata de un tejido sensible a la luz y se encuentra en la parte posterior del globo ocular. El color de la retina es roja o naranja debido a la proximidad de numerosos vasos sanguíneos que se encuentran detrás de ella.

    Enfermedades de la retina

    En la mayoría de los casos, mediante un oftalmoscopio, un médico oftalmólogo podrá ver a través de la pupila y el cristalino el estado de la retina.

    En aquellos casos que determinados problemas oculares bloquean la perspectiva que el oftalmólogo tiene de la retina, se puede utilizar una ecografía.

    Los siguientes problemas de visión podrían indicar algún problema en la retina:

    • Pérdida de la percepción del color
    • Visión distorsionada
    • Cambios en la nitidez de la visión
    • Ver mancha flotantes
    • Destellos de luces o moscas volantes

    ¿Cuáles son las principales enfermedades que afectan a la retina?

    Las enfermedades que pueden afectar a la retina son muy amplias, y la gran mayoría afecta de forma directa al estado normal de la visión, poniendo en alerta al paciente.

    Las patologías de la retina pueden afectar a cualquier parte de esta, que se trata de una fina capa de tejido situada en la pared trasera interna del globo ocular. La retina está compuesta por millones de células fotosensibles y neuronas que reciben o distribuyen la información visual.

    Será de vital importancia acudir al oftalmólogo si sentimos algún tipo de alteración en nuestra visión lo antes posible, ya que un tratamiento precoz puede evitar una pérdida de grave de visión o ceguera y evitar una operación de desprendimiento de retina.

    operación desprendimiento de retina

    • Agujero macular

    La mácula es la zona central de la retina, y el agujero macular se produce por una contracción del vítreo (que supone más del 80% del globo ocular).  Al contraerse, el centro de la retina se desplaza hacia delante produciendo un agujero en la zona central de la visión. 

    Existen dos tipos de agujero macular:

    1. Agujero macular miópico: se desarrolla en personas con miopía alta y es frecuente su aparición en edades más tempranas. Puede provocar un desprendimiento de retina.
    2. Agujero macular idiopático: está muy vinculado con la edad del paciente, ya que suele aparecer a partir de los 60 años de edad

    agujero macular

    Un control oftalmológico regular permite detectar patologías e irregularidades que podrían pasar desapercibidas por ausencia de síntomas, por eso, es importante realizar revisiones periódicas al menos una vez al año.

    • Alta miopía

     

    Hablamos de “alta miopía” o miopía magna cuando supera las 6-8 dioptrías. Afecta aproximadamente al 2% de la población y supone un riesgo a la hora de desarollar patologías oculares como miodesopsias, desprendimiento de retina, distrofias de la retina o DMAE.

    • Edema macular

    Se produce con la inflamación y el cúmulo de líquido en la mácula, la principal causa asociada a esta patología es la diabetes, suele ser indoloro y puede presentar síntomas casi desapercibidos en sus inicios, como visión borrosa y descolorida, por eso, será fundamental mantener exámenes oftalmológicos de forma regular para conseguir un diagnóstico a tiempo.

    • Enfermedad de Stargardt

    Se trata de una enfermedad genética y es una degeneración precoz de la retina que afecta normalmente a pacientes menores de veinte años, sin embargo, la persona que lo sufre puede no apreciar una pérdida de visión hasta la tercera o cuarta década de vida .

    • Luxación de la lente intraocular

    La luxación de la lente intraocular (LIO) puede afectar a pacientes que previamente hayan sido intervenidos de cataratas. Se produce por el desplazamiento de la lente implantada hacia la cavidad vítrea del ojo.

    Este desplazamiento puede provocar cambios en la visión, tracciones, desprendimiento de retina y/o hemorragias vítreas.

    luxación lente intraocular

    • Membrana epirretiniana macular (MEM)

    La membrana epirretiniana macular se produce con el crecimiento del tejido que se encuentra en la superficie de la retina, dentro del área macular, pudiendo contraerse y produciendo una pérdida de visión.

    Se produce cuando unas células provenientes generalmente de la retina, se depositan encima de la mácula. Estas células producen colágeno formando una especie de malla, como este tejido está unido a la retina, al contraerse también contrae a esta y la deforma.

    • Oclusiones venosas de la retina

    Las oclusiones venosas son una de las principales causas de patología vascular de la retina, por detrás de la retinopatía diabética. Consiste en una obstrucción parcial o total de las venas que conducen la sangre y el resto de fluidos en el interior de la retina. Cuando estos líquidos se acumulan en la mácula, provocan una visión borrosa, provocando un edema en la retina

    • Retinopatía diabética

    La diabetes puede provocar un deterioro de los vasos sanguíneos dañando la retina y provocando una pérdida parcial o total de la visión, a este proceso se le denomina retinopatía diabética.

    Es muy importante mantener un control estricto de la glucemia y realizarse revisiones oftalmológicas de forma periódica.

    • Retinosis pigmentaria

    La Retinosis Pigmentaria no se trata de una enfermedad aislada y única, sino que da nombre a un conjunto de patologías degenerativas y hereditarias que afectan al globo ocular, caracterizándose por provocar una pérdida paulatina y progresiva de la visión.

    El paciente nace con la enfermedad, sin embargo, no es común que se manifiesten síntomas antes de la adolescencia. La persona no padece síntomas hasta una etapa avanzada de la enfermedad, por eso, es importante un diagnóstico precoz.

    retinosis pigmentaria

    • Tumores intraoculares

    Los tumores  intraoculares afectan a los tejidos del globo ocular y pueden ser benignos o malignos. No se pueden prevenir, sin embargo, se pueden diagnosticar de forma precoz, lo que será de vital importancia a la hora tratar la enfermedad y garantizar la visión.

    • Uveítis

    La uveítis es una inflamación de la capa situada entre la esclerótica por fuera y la retina por dentro. Puede ser la causa de algún trastorno inmunitario, infecciones o exposiciones a determinadas toxinas.

    uveítis

    Para prevenir cualquiera de estas patologías será muy importante acudir al oftalmólogo de forma regular, al menos una vez al año. Si lo desea, puede pedir cita con cualquiera de nuestros expertos oftalmólogos de forma fácil y rápida a través de esta web o en el teléfono 915 77 88 00.

  • Miopía Magna

    Cuando el error refractivo de un paciente miope supera las seis dioptrías, hablamos de miopía magna, patología que requiere de un buen seguimiento oftalmológico. Y un buen asesoramiento para decidir la corrección óptica u operación de miopía más adecuada a cada paciente.

    Miopía magna: ¿Qué es y Cómo saber si tengo?

    Patología asociada a la elevada elongación del globo ocular. Es considerada una de las alteraciones oculares mas completas abarcando complicaciones que afectan directamente a la calidad de vida de cada paciente, incluso, en los casos más extremos afectando a actividades habituales del día a día.
    Gracias a los avances tecnológicos en el ámbito de la oftalmología y técnicas de prevención y detección, es importante concienciar al paciente miope magno de revisiones rutinarias para ayudar a su salud visual.

    • ¿Qué es la miopía magna?

    La miopía es el defecto refractivo del ojo por el cual las imágenes quedan enfocadas por delante de retina.
    Hablamos de miopía magna cuando este error refractivo es mayor a seis dioptrías, es a partir de estas graduaciones cuando se comienza a crear una elevada longitud axial del ojo y debido a ello da lugar a un estiramiento anómalo de todas las estructuras del ojo. Provocando en muchos casos daños oculares que están en nuestras manos prevenir con un adecuado seguimiento optométrico y oftalmológico, ya que estos son los que hace complicada una miopía magna mas que su propio defecto refractivo.

    ¿Que és la miopía magna?

    Un paciente con miopía magna puede presentar una agudeza visual completamente normal y mantener una buena visión durante toda su vida. Al igual que, no siempre un miope magno va a presentar complicaciones oculares, aunque si es más susceptible a ello.

    Muchas de estas complicaciones presentan tratamientos efectivos, pero en ocasiones las consecuencias de estas alteraciones pueden alterar de forma considerable la visión y de manera irreversible. Afectando a nuestra vida diaria a nivel personal, social, laboral y familiar cuando esto provoca una agudeza visual muy reducida, sobre todo en personas jóvenes. El buen seguimiento del paciente ayuda a detectar precozmente cualquier alteración y así evitar complicaciones futuras potencialmente serias.

    • Síntomas miopía magna

    Elongación excesiva del globo ocular, eje antero posterior mayor a 26mm. En niños miopes, los oftalmólogos realizan un seguimiento de la longitud axial del ojo revisión a revisión.
    Se inicia en la infancia y se observa un progreso de la miopía uniforme y sobretodo en la edad adulta.
    Uno de los síntomas mas relevantes que observan los padres a sus hijos es entrecerrar los ojos para enfocar, aunque no sea suficiente para ver nítido.
    Se considera miopía magna en graduaciones mayores a seis dioptrías, las cuales van en progresión. Aquellas que se mantienen estabilizadas entre seis y nueve dioptrías generan menos lesiones vitreorretinianas.

    síntomas miopía

    Debido a la excesiva elongación del ojo las estructuras oculares se ven afectadas. Prevalecen las alteraciones a nivel de retina y polo posterior, degeneración retiniana, alteraciones en el nervio óptico o macula o desprendimiento de retina entre las mas comunes. Además de poder crearse un catarata precoz o glaucoma.

    • ¿Cuáles son los signos de alarma de un miope magno?

      • Disminución de la agudeza visual, la cual puede ser debida a múltiples causas: afectación de retina o de la macula o alteración de la conjuntiva, cornea, cataratas, uveítis o glaucoma. Es importante acudir al oftalmólogo, sobretodo cuando la perdida de agudeza visual es repentina.
      • Escotomas de supresión, se trata de pérdidas de campo visual en zona central o en periférica. Se trata de puntos ciegos, puede ser por un proceso degenerativo gradual o por alguna complicación repentina, lo cual requiere revisión urgente.
      • Aumento o aparición elevada de cuerpos flotantes, son muy frecuentes en personas miopes magnas, se debe a degeneración del vitreo. cuerpos flotantes miopía
      • Metamorfopsia, el paciente percibe una imagen deformada de los objetos debido a una alteración en macula o retina central, cuando ocurre y no solo en un momento puntual, sino que persiste es motivo de atención oftalmológica urgente.miopia reijilla de amsler
      • Relámpagos o destellos de luz en visión lateral, fotopsias, los pacientes suelen observarlo en la oscuridad cuando miran de reojo, ocurre cuando hay una tracción en retina. En ocasiones aparece con migraña o post traumatismo. No es un síntoma doloroso y desaparece en el tiempo, pero aun así es un síntoma de alarma para acudir a consulta y realizar una valoración de la retina.
      • Desprendimiento de retina, es el signo de alarma más común y más irreversible, el paciente observa un símil de cortina negra descolgada que produce una pérdida de campo visual en la zona. Síntoma indoloro, pero un motivo importante de urgencia.
    • ¿Cómo saber si tengo miopía magna?

    Es imprescindible para cualquier paciente revisiones rutinarias con optometristas y oftalmólogos, una vez al año.
    En la mayor parte de los casos comienza en la infancia con la detección de una miopía la cual se va observando una progresión en el tiempo.
    Es por ello por lo que es muy importante revisiones periódicas en la infancia y en adolescencia para diagnosticar a tiempo y durante la edad adulta.

    • ¿Se puede prevenir la miopía magna?

    La miopía presenta un factor genético el cual no podemos evitar. Pero si está en nuestras manos añadir a nuestro habito de vida diario rutinas que ayuden lo máximo posible a evitar la fatiga visual, como realizar actividades de cerca con luz adecuada, evitar el uso de pantallas digitales en exceso, ejercicios visuales y sobretodo cumplir siempre con el tratamiento prescrito por el especialista.

    • ¿Cuál es el tratamiento para la miopía magna?

    Siempre bajo un asesoramiento oftalmológico previo se intenta buscar el tratamiento que más se adecue a cada paciente: gafas, lentes de contacto o la técnica de cirugía refractiva adecuada a cada paciente.
    Mediante la cirugía refractiva, se mejora enormemente la calidad de vida del paciente miope ya que no depende del uso de corrección óptica en su día a día.
    Aun así, no debemos olvidar que, aunque se determine la cirugía refractiva, un paciente miope magno tendrá siempre su elongación axial elevada y no habrá que dejar de lado las revisiones periódicas.

     

  • Cataratas ojos cuando operar

    ¿Cuándo operar las cataratas?

    Muchos pacientes cuando son diagnosticados de cataratas, se preguntan cuándo es el momento adecuado para realizar la cirugía.

    En la actualidad, intentando conseguir una mejor calidad de vida de los pacientes, se pretende que la cirugía de cataratas se realice cuando éstas empiecen a suponer un deterioro en la vida del paciente porque limiten sus actividades diarias. A medida que las cataratas van avanzando, se va produciendo una disminución en la agudeza visual, visión borrosa, mayor sensibilidad a la luz, diferencia en la percepción de los colores…

    Antiguamente se esperaba a que la catarata estuviera más avanzada, pero se ha comprobado que cuando esto se produce, hay un mayor riesgo de efectos adversos, haciendo que la cirugía sea más compleja, ya que con el paso del tiempo ésta se va endureciendo y la extracción se complica, y con ello también es más complicado el postoperatorio.

    A pesar de ser una cirugía común, se requiere mucha precisión y se suele operar un día un ojo, y a la semana, dos semanas o tres semanas, el otro ojo, dependiendo de la recuperación del paciente.

    oftalmologo cataratas madrid

    ¿Cómo es la operación de cataratas y cuál es su duración?

    La única alternativa para tratar las cataratas es a través de cirugía, implantando una lente intraocular artificial.

    Esta intervención se realiza con anestesia tópica, mediante gotas, y es un proceso ambulatorio, por lo que no se precisa de ingreso hospitalario. Tiene una duración de 10 a 15 minutos aproximadamente.

    Gracias a las nuevas tecnologías y técnicas quirúrgicas, se ha conseguido una intervención más segura y una recuperación más rápida.

    La intervención consiste en la fragmentación y extracción del cristalino, sustituyéndolo por una lente intraocular, la cual se elegirá para cada paciente según sus necesidades. Existen lentes intraoculares que hacen posible la recuperación de la visión a todas las distancias sin necesidad de gafas, corrigiendo problemas visuales como son la miopía, la hipermetropía, el astigmatismo y la presbicia.

    ¿Cómo es la cirugía de cataratas?

    1. Al llegar el paciente a quirófano, y comprobar el preoperatorio (electrocardiograma y analítica), se procede a instilar gotas de dilatación en el ojo que va a ser intervenido.
    2. Si al paciente se le va a implantar una lente tórica (para corregir el astigmatismo), se le harán unas marcas en el ojo para saber el eje exacto al que debe implantarse la lente.

    cirugía cataratas en madrid

    La primera parte de la intervención se realiza con el láser femtosegundo, suponiendo una revolución en la cirugía de catarata, y mecanizando partes de la intervención que anteriormente realizaba el cirujano de manera manual.

    El láser aporta precisión, rapidez y seguridad en las etapas mas complicadas en la cirugía. Este proceso tiene una duración total de unos 10-20 segundos aproximadamente.

    El láser femtosegundo realiza las incisiones y la capsulorrexis, siendo ésta una forma circular perfecta con unas medidas deseadas y calculadas a la precisión, asegurando el centrado de la lente intraocular y obteniendo un óptimo resultado refractivo. También fragmenta la catarata en partes iguales para ser extraída posteriormente por el ultrasonido, lo que reduce el tiempo y disminuye los riesgos.

    Posteriormente se extrae la catarata y se coloca en su lugar la lente intraocular.

    La incisión realizada en quirófano, de manera general no suele necesitar puntos de sutura, sino que se autosella. El paciente sale del quirófano con el ojo destapado.

    lente intraocular cataratas

    Operación de cataratas postoperatorio

    El postoperatorio suele ser sencillo y rápido, y la mayoría de los pacientes puede volver a sus actividades cotidianas al día siguiente.

    Son síntomas comunes la inestabilidad en la visión, borrosidad en algunos momentos, ya que la pupila sigue dilatada el día de la intervención, y tener sensación de sequedad, picor, arenilla o sensación de cuerpo extraño… Esa visión borrosa y resto de síntomas irán desapareciendo en los días próximos.

    Sin embargo, hay otros síntomas de urgencia por los que debe acudir a su oftalmólogo después de una cirugía de cataratas: 

    • Dolor ocular intenso
    • Ojo muy rojo
    • Disminución brusca de la visión…

    El paciente tendrá revisión con su oftalmólogo el día siguiente a la cirugía y en las semanas posteriores, ya que se requiere un seguimiento de su evolución.

    ¿Cuáles son los cuidados recomendados después de una operación de cataratas?

    A pesar de ser una cirugía segura, la operación de cataratas, como en cualquier otra intervención, hay que seguir una serie de cuidados para tener una buena recuperación y evitar complicaciones.

    • Estos cuidados recomendados son:
    • Evitar coger grandes pesos
    • No hacer sobreesfuerzos, no agacharse de manera brusca, ni presionar los ojos al cerrarlos
    • No hacer deportes bruscos, evitar piscinas, gimnasios…
    • Evitar maquillarse en los días siguientes
    • Seguir medidas higiénicas y cumplir el tratamiento pautado por el oftalmólogo: colirios antibióticos, colirios antiinflamatorios …

    Si tiene cataratas o cree que puede tenerlas, no dude en pedir cita en nuestra clínica oftalmológica con un oftalmólogo para realizarle una revisión exhaustiva y valorar la cirugía. Cualquier duda que le surja durante todo el proceso será respondida por el equipo de oftalmología.

  • Revisión ocular para los niños. Cuidando la vista de los más pequeños

    Cuando nacemos el sistema visual no está maduro y va evolucionando hasta los 7-8 años de edad. Por eso es importante que muchos problemas visuales sean tratados durante la infancia.

    Es considerable que los niños pasen revisiones oftalmológicas lo antes posible, en concreto antes de comenzar el colegio, ya que la detección y el diagnóstico precoz de algunas anomalías visuales es clave para prevenir futuros problemas en el aprendizaje y en las habilidades sociales.

    Por ello una cuestión muy demandada entre los padres de niños pequeños es sobre qué edad es recomendable empezar con las revisiones oculares.

    Cuando hacer la primera revisión ocular en un niño

    Los niños pequeños no tienden a advertir de un problema visual a los padres, generalmente, porque en la mayoría de las ocasiones, no son conscientes de que ven mal.

    La buena salud ocular en el desarrollo de un niño es muy importante, por ello, y para evitar que un déficit visual pueda suponer un problema mayor, es muy aconsejable hacer revisiones oftalmológicas de forma periódica, en general, anuales y al inicio de curso.

    Es difícil estimar el momento idóneo para una primera visita oftalmológica, pero, si todo va bien, los 3 años de edad son la cifra que debemos tener en cuenta, ya puede responder a los estímulos y peticiones del doctor/a en consulta y empieza a realizar tareas que suponen un esfuerzo visual en su día a día, tanto en la escuela como en casa.

    Esta primera consulta puede adelantarse en casos de niños con antecedentes familiares de patologías oculares.

    oftalmologo infantil madrid

     

    Algunos problemas, como la ambliopía, pueden tratarse cuando son bebés y niños pequeños, pero son irreversibles una vez el niño crece.
    Por eso, ante cualquiera de los siguientes síntomas desde nuestra clínica oftalmológica aconsejamos realizar una revisión completa:

    • Bajo rendimiento escolar
    • Falta de atención y concentración
    • Evita actividades como leer, pintar o juegos que requieren visión de cerca
    • Ladea la cabeza para enfocar
    • Dificultad para distinguir los colores
    • Molestia frente a la luz
    • Enrojecimiento de los ojos
    • Manchas blanquecinas en la zona de la pupila

    En general, las revisiones rutinarias, deberían ser:

    • De 0 a 3 años si los padres, tutor o pediatra notan cualquier anomalía ocular (miopía, estrabismo, pupila blanca, etc.)
    • A los 3-4 años: Revisión obligatoria sobretodo si los padres llevan gafas.  A esta edad el niño puede colaborar en ciertos test de visión por lo que se puede detectar defectos de refracción y ojo vago poniendo un tratamiento eficaz.
    • Cada año hasta los 14 años, dependiendo si existe o no defectos de refracción.

    Si algún síntoma le ha resultado familiar o todavía no ha realizado alguna de las revisiones, no dude en pedir cita en nuestra sección de oftalmología pediátrica.

    clínica oftalmológica infantil en Madrid

    Consejos para una buena salud ocular en los niños.

    Es importante que los niños aprendan a cuidarse los ojos y sepan qué hacer si tienen algún problema o síntoma que afecte a la visión. Algunos de los siguientes consejos les ayudarán a prevenir infecciones y enfermedades futuras

    Para ello es necesario:

    • Una revisión anual por un oftalmólogo. revisión ojos niños
    • Mantener una dieta sana y equilibrada: una alimentación rica en vitaminas y minerales es fundamental junto con la suficiente actividad física para disfrutar de una buena salud ocular.
    • Las gafas de sol son un accesorio esencial para cuidar nuestra vista en cualquier momento del año, principalmente con el principio de verano, cuando los niños están más expuestos a actividades al aire libre.
    • Evitar frotarse los ojos de manera brusca, especialmente si tienen las manos sucias. Esto es importante porque es uno de los hábitos más dañinos que suelen tener, y más común a la hora de coger infecciones. Por eso, es importante tener las manos limpias antes de tocarse los ojos.
    • Mantener a los niños a una distancia adecuada del televisor, ordenador y móviles. Una distancia demasiado corta y una exposición prolongada al brillo de las pantallas puede causar fatiga visual. En este caso, es recomendable descansar cada 30 minutos la visión mirando a un punto lejano sin enfocar durante unos 10-15 segundos.
    • Buena iluminación a la hora de realizar las tareas del colegio, leer, dibujar, con la luz enfocando al libro u objeto con el que van a realizar el esfuerzo visual.
    • En caso de utilizar gafas, mantenerlas bien ajustadas y las lentes sin rayar para no forzar la vista.
    • Descansar al menos 8 horas diarias proporciona una buena visión en el día a día.
    • Prevenir golpes en la zona de los ojos, utilizando la protección adecuada a la hora de realizar deporte u otras actividades.
    • Educar a los niños y concienciar a los padres a cerca de las medidas necesarias asegura una buena salud visual y nos permite prevenir algunas enfermedades oftalmológicas.

    Para más información no dude en consultar con nuestros especialistas en el 915778800.

    No olvide compartir en sus redes sociales para ayudar a más personas.

  • Mancha en el ojo. Tipos y ¿por qué se producen?

    No hay una causa específica que explique la aparición de las manchas en los ojos. Sin embargo, sí hay una relación proporcional entre pacientes de edad avanzada y la gravedad de este tipo de manchas.

    ¿Qué es una mancha en el ojo?

    La esclerótica (zona blanca del ojo) constituye la capa externa del globo ocular y una de sus funciones es darle forma al ojo. Normalmente su color es blanco pero, a veces, podría presentar pigmentaciones. Las manchas pueden variar de tamaño, forma, ya sea recostados sobre la piel o en relieve, con forma estrecha y circunscrita o con bordes irregulares.

    manchas oculares tipos y características

    Tipos de manchas en los ojos:

    1. Mancha roja (hiposfamgma):

      La hiposfagama se produce por la ruptura de los vasos sanguíneos que se encuentran debajo de la conjuntiva. La conjuntiva es una lámina que cubre la esclerótica (parte blanca) y el interior del párpado. El origen puede estar en un traumatismo, un esfuerzo físico o cualquier actividad que provoque un incremento súbito local de la presión arterial o venosa. La mancha roja suele desaparecer por sí sola entre 8 y 10 días. Por ello, no suele requerir de ningún tratamiento específico, salvo lágrima artificial para hidratar el ojo y facilitar el parpadeo.

    2. Mancha blanca/amarilla (pinguécula):

      El pinguécula es un tumor benigno en la conjuntiva del ojo, es decir, la unión existente entre la córnea y la esclerótica. Suele presentar forma de lenteja de color blanco-amarillo, plana o ligeramente elevada. Este granito blanco en el ojo aparece en la esclera, no afecta la visión, ni a la córnea. En ocasiones, se confunde la pinguécula con el pterigion. A continuación le explicamos la diferencia que existe entre ambas. El pterigión es un crecimiento anómalo de la conjuntiva que cubre la superficie del ojo y tiende a dirigirse hacia la córnea, invadiéndola. Puede llegar a afectar la visión central del paciente, a diferencia de la pinguécula.

    3. Mancha negra (melanosis conjuntival):

      La melanosis conjuntival suele aparecer por factores predisponentes como la hiperpigmentación ocular congénita o ciertas anomalías cromosómicas. La media de edad en la que se diagnostica se encuentra entre los 55 y los 60 años. Esta patología se suele detectar durante los exámenes oculares rutinarios. La forma de presentación más frecuente de la melanosis conjuntival es en forma de área pigmentada irregular, unilateral, la mayoría de las veces sin otros síntomas asociados, de color café o negruzco. Existen medicamentos, tanto tópicos como sistémicos, que pueden pigmentar u oscurecer a conjuntiva. Las enfermedades sistémicas endocrinas y los cambios hormonales, como pueden ser los producidos en el embarazo, pueden aumentar la producción de melanina, lo que produce un oscurecimiento de la piel o en este caso, de la conjuntiva.

    4. Mancha marrón (nevus conjuntival):

      El nevus conjuntival es una mancha con pigmento de color marrón amarillento, situado cerca del limbo corneal o de la carúncula. Estos lunares en los ojos son congénitos aunque suelen apreciarse a partir de la pubertad.  No son peligrosos, pero se debe realizar un seguimiento y control ya que del mismo modo que los lunares en la piel, los nevus oculares pueden transformarse en melanomas, un tipo de cáncer que puede expandirse con rapidez y afectar a la conjuntiva, el iris, la órbita, el párpado, el cuerpo ciliar, y en general, a todo el organismo.

    ¿Por qué aparecen las manchas en el ojo?

    No existe una única causa por la que pueden aparecer manchas en los ojos. Destacamos las más comunes:

    • Sangrado en el interior del ojo.
    • Lesiones, traumatismos o inflamaciones.
    • Contaminación y viento. 
    • Exposición al sol radiación UV.
    • Anemia.
    • Genética.

    derrame en el ojo 

    ¿Cómo eliminar las manchas en el iris o la córnea?

    Como norma general la mayoría de las manchas no requieren un tratamiento. No obstante, se recomienda que cualquier pigmentación, sea evaluada por un profesional, documentada, monitorizada y sometida a manejo individualizado según lo determine el especialista.eliminación de manchas oculares

    En caso de ser molesto, el médico oftalmólogo le puede recomendar tratamiento con gotas o lágrimas artificiales y de ser necesario, antiinflamatorios o corticoides.

    De forma extraordinaria y según el caso concreto ante el que nos encontremos, será necesaria la extirpación de la lesión.

    Si tiene preguntas o dudas en relación las manchas en el ojo o no sabe si sufre alguna de las patologías mencionadas previamente, no dude en acudir a la clínica Martínez de Carneros. Un amplio equipo de profesionales estará encantado de informarles y realizarle un examen visual más exhaustivo.

     

     

  • Alimentos buenos para la vista

    Una dieta adecuada junto a unos hábitos de vida saludables es clave para promover la salud visual y prevenir o retrasar algunas enfermedades oculares. Por ello, es fundamental conocer qué alimentos son buenos para la vista.

    ¿Qué tipo de alimentos son buenos para la salud ocular?

    Los alimentos que incluyen vitaminas A, C, E, las del grupo B, la luteína, flavonoides o zinc son beneficiosos para la salud visual. A continuación, un breve resumen de las cualidades concretas que aportan a nuestros ojos.

    • Vitamina A: Es necesaria para la visión nocturna. El organismo convierte los carotenos (especialmente el betacaroteno) en vitamina A.
    • Vitaminas del grupo B: El ácido fólico, la piridoxina y la vitamina B12 son componentes que mantienen la salud ocular y ayudan a prevenir la aparición de enfermedades como la degeneración macular.
    • Vitamina C: Es necesaria para favorecer la absorción de las vitaminas A y E, el hierro y calcio. Ayuda a curar heridas y a mantener una buena salud visual.
    • Vitamina E: Ayuda a proteger las membranas celulares de la oxidación mediante la protección de sus ácidos grasos. Ayuda, además, a prevenir las cataratas.
    • Antoacinidinas: Estos flavonoides reparan las células de la retina y aportan nutrientes al ojo.
    • Zinc: Es un antioxidante que protege contra el daño de los radicales libres en los ojos.

    Nuestro oftalmólogos repasan que nutrientes poseen dichas propiedades y, por tanto, son recomendables para cuidar la vista.

    Alimentos buenos para mejorar su salud ocular:

    • Zanahoria: El betacaroteno, conocido como provitamina A, que contiene la zanahoria ayuda a proteger la retina y evita la aparición de cataratas. La ingesta diaria de esta hortaliza se recomienda, además, en casos de pérdida de agudeza visual y ceguera crepuscular (dificultad para ver por la noche o con poca luz). La Organización Mundial de Salud considera que la deficiencia de vitamina A es la causa más importante de ceguera infantil en los países en desarrollo. Por tanto, es una necesidad consumir alimentos ricos en vitamina A.
    • Cebolla: Es un alimento rico en vitamina A y C, así como una fuente de quercetina. Esta última sustancia antioxidante ayuda a la prevención de cataratas principalmente en diabéticos. La mayor parte de este compuesto se encuentra en la piel o cáscara de la cebolla. De ahí que se recomienda cocinar esta parte de la hortaliza e incluirla en las comidas.
    • Espinaca: Este alimento contiene vitaminas A,C,K,E y ß-caroteno. Estas fortalecen los tejidos del ojo, protegiéndose así de los posibles daños del sol. Han demostrado, además, tener un efecto protector frente al glaucoma, cataratas y la degeneración macular. La mácula es una de las partes más importantes dentro del globo ocular. Se trata de una pequeña mancha de color amarillo ubicada en el interior de la retina. Nos permite tener la visión de los detalles y el movimiento. La mácula también nos permite distinguir rostros y realizar una lectura fluida y sin inconvenientes.
    • Pavo: Es una carne rica en zinc y en vitaminas del grupo B. Sus propiedades nutritivas favorecen a la buena función de nuestra vista.
    • Maíz: El maíz es un alimento rico en luteína y zeaxantina. Se trata de dos aportaciones clave para nuestros ojos, que ayudan a la prevención de las cataratas.
    • Tomate: El tomate es una hortaliza con doble aportación: contiene licopeno, que ayuda a prevenir el daño causado por la luz y vitamina C, una de las más saludables para nuestra visión.
    • Pimientos: Los pimientos son ricos en vitamina A y C, además, son una rica fuente de B6, luteína, zeaxanina, betacaroteno y licopeno. Estos nutrientes nos ayudan a prevenir las cataratas.
    • Arándanos: Los arándanos contienen un grupo especial de antioxidantes llamados cartenoides (luteína, zeaxatina…) flavonoides (resveritrol, quercetina…). Este no es el único aporte a nuestro organismo a través de la ingesta de arándanos, ya que también son ricos en vitamina C,E y A. También contienen selenio, zinc y fósforo. Todo antioxidantes, vitaminas y minerales esenciales para la salud ocular. En este sentido, los arándanos nos ayudarán a aumentar nuestra habilidad visual. Previenen la acumulación de los radicales libres que provocan el envejecimiento de las células oculares y lesiones internas del ojo. Otros frutos recomendables pueden ser la frambuesa, la mora o la uva.

    alimentación correcta para la visión

    Los alimentos nombrados previamente son, sin duda, beneficios para su salud visual. No obstante, será clave seguir una dieta equilibrada. De este modo, fortalecerá su sistema inmune y evitará contraer enfermedades, como la diabetes. Este trastorno en el metabolismo tiene entre sus principales complicaciones diversas patologías, como la retinopía diabética.

    Los alimentos que mejoran la salud del corazón y la presión arterial son perfectos para mantener una buena vista. Esto se debe a que la visión se desarrolla a través de unos minúsculos capilares que nutren a la retina. Por este motivo, hay que mantener las arterias muy sanas para que la vista se beneficie en todo momento.

    A la dieta equilibrada también hay que sumar la práctica del deporte, así como acudir al oftalmólogo de forma regular. Se recomienda visitar al especialista al menos una vez al año.

    Si quiere saber más sobre qué alimentos son buenos para su salud visual, no dude en contactarnos o solicitar información en su próxima visita a la clínica Martínez de Carneros.