Categoría
  • Mancha en el ojo. Tipos y ¿por qué se producen?

    No hay una causa específica que explique la aparición de las manchas en los ojos. Sin embargo, sí hay una relación proporcional entre pacientes de edad avanzada y la gravedad de este tipo de manchas.

    ¿Qué es una mancha en el ojo?

    La esclerótica (zona blanca del ojo) constituye la capa externa del globo ocular y una de sus funciones es darle forma al ojo. Normalmente su color es blanco pero, a veces, podría presentar pigmentaciones. Las manchas pueden variar de tamaño, forma, ya sea recostados sobre la piel o en relieve, con forma estrecha y circunscrita o con bordes irregulares.

    manchas oculares tipos y características

    Tipos de manchas en los ojos:

    1. Mancha roja (hiposfamgma):

      La hiposfagama se produce por la ruptura de los vasos sanguíneos que se encuentran debajo de la conjuntiva. La conjuntiva es una lámina que cubre la esclerótica (parte blanca) y el interior del párpado. El origen puede estar en un traumatismo, un esfuerzo físico o cualquier actividad que provoque un incremento súbito local de la presión arterial o venosa. La mancha roja suele desaparecer por sí sola entre 8 y 10 días. Por ello, no suele requerir de ningún tratamiento específico, salvo lágrima artificial para hidratar el ojo y facilitar el parpadeo.

    2. Mancha blanca/amarilla (pinguécula):

      El pinguécula es un tumor benigno en la conjuntiva del ojo, es decir, la unión existente entre la córnea y la esclerótica. Suele presentar forma de lenteja de color blanco-amarillo, plana o ligeramente elevada. Este granito blanco en el ojo aparece en la esclera, no afecta la visión, ni a la córnea. En ocasiones, se confunde la pinguécula con el pterigion. A continuación le explicamos la diferencia que existe entre ambas. El pterigión es un crecimiento anómalo de la conjuntiva que cubre la superficie del ojo y tiende a dirigirse hacia la córnea, invadiéndola. Puede llegar a afectar la visión central del paciente, a diferencia de la pinguécula.

    3. Mancha negra (melanosis conjuntival):

      La melanosis conjuntival suele aparecer por factores predisponentes como la hiperpigmentación ocular congénita o ciertas anomalías cromosómicas. La media de edad en la que se diagnostica se encuentra entre los 55 y los 60 años. Esta patología se suele detectar durante los exámenes oculares rutinarios. La forma de presentación más frecuente de la melanosis conjuntival es en forma de área pigmentada irregular, unilateral, la mayoría de las veces sin otros síntomas asociados, de color café o negruzco. Existen medicamentos, tanto tópicos como sistémicos, que pueden pigmentar u oscurecer a conjuntiva. Las enfermedades sistémicas endocrinas y los cambios hormonales, como pueden ser los producidos en el embarazo, pueden aumentar la producción de melanina, lo que produce un oscurecimiento de la piel o en este caso, de la conjuntiva.

    4. Mancha marrón (nevus conjuntival):

      El nevus conjuntival es una mancha con pigmento de color marrón amarillento, situado cerca del limbo corneal o de la carúncula. Estos lunares en los ojos son congénitos aunque suelen apreciarse a partir de la pubertad.  No son peligrosos, pero se debe realizar un seguimiento y control ya que del mismo modo que los lunares en la piel, los nevus oculares pueden transformarse en melanomas, un tipo de cáncer que puede expandirse con rapidez y afectar a la conjuntiva, el iris, la órbita, el párpado, el cuerpo ciliar, y en general, a todo el organismo.

    ¿Por qué aparecen las manchas en el ojo?

    No existe una única causa por la que pueden aparecer manchas en los ojos. Destacamos las más comunes:

    • Sangrado en el interior del ojo.
    • Lesiones, traumatismos o inflamaciones.
    • Contaminación y viento. 
    • Exposición al sol radiación UV.
    • Anemia.
    • Genética.

    derrame en el ojo 

    ¿Cómo eliminar las manchas en el iris o la córnea?

    Como norma general la mayoría de las manchas no requieren un tratamiento. No obstante, se recomienda que cualquier pigmentación, sea evaluada por un profesional, documentada, monitorizada y sometida a manejo individualizado según lo determine el especialista.eliminación de manchas oculares

    En caso de ser molesto, el médico oftalmólogo le puede recomendar tratamiento con gotas o lágrimas artificiales y de ser necesario, antiinflamatorios o corticoides.

    De forma extraordinaria y según el caso concreto ante el que nos encontremos, será necesaria la extirpación de la lesión.

    Si tiene preguntas o dudas en relación las manchas en el ojo o no sabe si sufre alguna de las patologías mencionadas previamente, no dude en acudir a la clínica Martínez de Carneros. Un amplio equipo de profesionales estará encantado de informarles y realizarle un examen visual más exhaustivo.

     

     

  • Alimentos buenos para la vista

    Una dieta adecuada junto a unos hábitos de vida saludables es clave para promover la salud visual y prevenir o retrasar algunas enfermedades oculares. Por ello, es fundamental conocer qué alimentos son buenos para la vista.

    ¿Qué tipo de alimentos son buenos para la salud ocular?

    Los alimentos que incluyen vitaminas A, C, E, las del grupo B, la luteína, flavonoides o zinc son beneficiosos para la salud visual. A continuación, un breve resumen de las cualidades concretas que aportan a nuestros ojos.

    • Vitamina A: Es necesaria para la visión nocturna. El organismo convierte los carotenos (especialmente el betacaroteno) en vitamina A.
    • Vitaminas del grupo B: El ácido fólico, la piridoxina y la vitamina B12 son componentes que mantienen la salud ocular y ayudan a prevenir la aparición de enfermedades como la degeneración macular.
    • Vitamina C: Es necesaria para favorecer la absorción de las vitaminas A y E, el hierro y calcio. Ayuda a curar heridas y a mantener una buena salud visual.
    • Vitamina E: Ayuda a proteger las membranas celulares de la oxidación mediante la protección de sus ácidos grasos. Ayuda, además, a prevenir las cataratas.
    • Antoacinidinas: Estos flavonoides reparan las células de la retina y aportan nutrientes al ojo.
    • Zinc: Es un antioxidante que protege contra el daño de los radicales libres en los ojos.

    Nuestro oftalmólogos repasan que nutrientes poseen dichas propiedades y, por tanto, son recomendables para cuidar la vista.

    Alimentos buenos para mejorar su salud ocular:

    • Zanahoria: El betacaroteno, conocido como provitamina A, que contiene la zanahoria ayuda a proteger la retina y evita la aparición de cataratas. La ingesta diaria de esta hortaliza se recomienda, además, en casos de pérdida de agudeza visual y ceguera crepuscular (dificultad para ver por la noche o con poca luz). La Organización Mundial de Salud considera que la deficiencia de vitamina A es la causa más importante de ceguera infantil en los países en desarrollo. Por tanto, es una necesidad consumir alimentos ricos en vitamina A.
    • Cebolla: Es un alimento rico en vitamina A y C, así como una fuente de quercetina. Esta última sustancia antioxidante ayuda a la prevención de cataratas principalmente en diabéticos. La mayor parte de este compuesto se encuentra en la piel o cáscara de la cebolla. De ahí que se recomienda cocinar esta parte de la hortaliza e incluirla en las comidas.
    • Espinaca: Este alimento contiene vitaminas A,C,K,E y ß-caroteno. Estas fortalecen los tejidos del ojo, protegiéndose así de los posibles daños del sol. Han demostrado, además, tener un efecto protector frente al glaucoma, cataratas y la degeneración macular. La mácula es una de las partes más importantes dentro del globo ocular. Se trata de una pequeña mancha de color amarillo ubicada en el interior de la retina. Nos permite tener la visión de los detalles y el movimiento. La mácula también nos permite distinguir rostros y realizar una lectura fluida y sin inconvenientes.
    • Pavo: Es una carne rica en zinc y en vitaminas del grupo B. Sus propiedades nutritivas favorecen a la buena función de nuestra vista.
    • Maíz: El maíz es un alimento rico en luteína y zeaxantina. Se trata de dos aportaciones clave para nuestros ojos, que ayudan a la prevención de las cataratas.
    • Tomate: El tomate es una hortaliza con doble aportación: contiene licopeno, que ayuda a prevenir el daño causado por la luz y vitamina C, una de las más saludables para nuestra visión.
    • Pimientos: Los pimientos son ricos en vitamina A y C, además, son una rica fuente de B6, luteína, zeaxanina, betacaroteno y licopeno. Estos nutrientes nos ayudan a prevenir las cataratas.
    • Arándanos: Los arándanos contienen un grupo especial de antioxidantes llamados cartenoides (luteína, zeaxatina…) flavonoides (resveritrol, quercetina…). Este no es el único aporte a nuestro organismo a través de la ingesta de arándanos, ya que también son ricos en vitamina C,E y A. También contienen selenio, zinc y fósforo. Todo antioxidantes, vitaminas y minerales esenciales para la salud ocular. En este sentido, los arándanos nos ayudarán a aumentar nuestra habilidad visual. Previenen la acumulación de los radicales libres que provocan el envejecimiento de las células oculares y lesiones internas del ojo. Otros frutos recomendables pueden ser la frambuesa, la mora o la uva.

    alimentación correcta para la visión

    Los alimentos nombrados previamente son, sin duda, beneficios para su salud visual. No obstante, será clave seguir una dieta equilibrada. De este modo, fortalecerá su sistema inmune y evitará contraer enfermedades, como la diabetes. Este trastorno en el metabolismo tiene entre sus principales complicaciones diversas patologías, como la retinopía diabética.

    Los alimentos que mejoran la salud del corazón y la presión arterial son perfectos para mantener una buena vista. Esto se debe a que la visión se desarrolla a través de unos minúsculos capilares que nutren a la retina. Por este motivo, hay que mantener las arterias muy sanas para que la vista se beneficie en todo momento.

    A la dieta equilibrada también hay que sumar la práctica del deporte, así como acudir al oftalmólogo de forma regular. Se recomienda visitar al especialista al menos una vez al año.

    Si quiere saber más sobre qué alimentos son buenos para su salud visual, no dude en contactarnos o solicitar información en su próxima visita a la clínica Martínez de Carneros.