Qué es el estrabismo

Estrabismo: ¿Qué es? Diagnóstico y Tratamiento

Muchas personas adultas que padecen una desviación ocular denominada estrabismo, sufren esta alteración desde la niñez, sin embargo, en muchas ocasiones el estrabismo tiene su origen en otras enfermedades incluso de carácter general.

¿Qué es el estrabismo?

Se trata de una alteración de la visión binocular por la cual perdemos alineación en nuestros ojos, de modo que los ejes oculares no están paralelos. Esto ocurre cuando un ojo dirige la mirada hacia un punto de nuestro campo visual y el otro se desvía en una dirección diferente.

Cuando una persona padece estrabismo puede sufrir una disminución de la percepción de profundidad y de la visión en tres dimensiones.

Es muy importante detectar el estrabismo a tiempo, ya que éste puede provocar que, para evitar la visión doble, el cerebro ignore la imagen de un ojo en el cual no se desarrolle de manera correcta la visión. El ojo que el cerebro “ignora” nunca verá bien. Esta pérdida de la visión se denomina ambliopía u “ojo vago”.

Se deberá poner especial atención en detectar el estrabismo ocular, ya que es fundamental tratarlo lo antes posible para conseguir un buen desarrollo visual bilateral.

Causas del estrabismo

Podemos encontrar varias razones por la que una persona padece estrabismo:

  • Diabetes mellitus
  • Enfermedad tiroidea (enfermedad de Graves)
  • Miastenia Gravis (una enfermedad neuromuscular)
  • Tumores del sistema nervioso central
  • Traumatismos cefálicos
  • Accidentes cerebrovasculares. Infartos o hemorragias cerebrales.

Diagnóstico del estrabismo

Existen varios tipos de estrabismos, la gran mayoría son muy manifiestos y fáciles de diagnosticar debido a que el ángulo de estrabismo es muy amplio.

Tipos de estrabismo

Podemos diagnosticar un estrabismo observando donde se proyectan los reflejos corneales en ambos ojos, verificando que los dos reflejos estén en paralelo.

El médico oftalmólogo valorará el ángulo de estrabismo con la utilización del denominado test de la oclusión o cover-test y de la ayuda de prismas.

En todo estrabismo existe un riesgo de desarrollar un ojo ambliope, éste se produce si existe un ojo dominante.

Tratamiento estrabismo

Para hablar del tratamiento de estrabismo debemos diferenciar entre el tratamiento sensorial y el tratamiento de la desviación.

Tratamiento Sensorial: se centra en corregir los defectos de refracción, y conseguir un desarrollo visual equilibrado y correcto en ambos ojos así como tratar o evitar el desarrollo de ambliopía.

Según el tipo de estrabismo se tomarán unas medidas diferentes en cada caso, por ejemplo, si es estrabismo convergente se deberá corregir toda la corrección óptica en el caso de hipermetropía y el astigmatismo en una lente que el paciente deberá lleva en todo momento.

En estrabismo divergente, el oftalmólogo indicará según el tipo de defecto refractivo y de la visión la corrección que deberá llevar el niño. Se aconseja para niños gafas de puente bajo, preferiblemente de pasta. Además se deberá tener en cuenta si existe una ambliopía, y como tratarla. Dependiendo del tipo y el grado de ambliopía se utilizaran las oclusiones; o métodos de penalización si la ambliopía es leve. La solución podría ser: correcciones adicionales en las gafas, o con interposición de filtros en las gafas que dificulten la visibilidad en el ojo dominante.

Tratamiento de la desviación: dependerá del tipo de estrabismo. Los estrabismos que se denominan acomodativos o refraccionales, se corrigen con lentes, en este caso no será necesario operar. Únicamente se operaran los estrabismos que no se corrigen con gafas, y sean de un grado considerable.

Cirugía para el estrabismo

La cirugía se podrá realizar una vez que el niño haya sido explorado en varias ocasiones, se conozca el tipo y grado de estrabismo. Además, antes de decidir si recurrir a la cirugía es muy conveniente corregir primero la ambliopía y posteriormente intervenir el estrabismo.

En algunos casos de ángulos muy pequeños, o tras una  cirugía, si existen pequeñas hipo o hipercorrecciones se puede utilizar toxina botulínica. También se utiliza en niños por debajo del año y medio con estrabismos de gran ángulo congénitos.

Cuando tratamos el estrabismo mediante cirugía podemos:

  • Ampliar el campo visual binocular
  • Reducir o eliminar la doble visión
  • Recuperar la “visión binocular”
  • Mejorar la estética
  • Reducir o eliminar la doble visión
  • Mejorar el paralelismo ocular
  • Disminuir la fatiga visual

El postoperatorio suele ser leve y sin grandes molestias que pueden aliviarse con analgésico comunes.

El paciente normalmente tiene una rápida recuperación, sin embargo, el tiempo puede variar según el grado de complejidad del caso.

Es importante destacar que, en el mayor número de casos, el tratamiento de un estrabismo ocular puede requerir más de un procedimiento quirúrgico para obtener los resultados deseados.